Inicio      |         En Clave Obrera      |         Temas      |         Publicaciones      |         Internacional      |         Videos      |         Contacto
 
 
Periódico / Movimiento Obrero

Sábado 5 de diciembre de 2009

MOVIMIENTO OBRERO

¡Abajo los intentos de militarización de Sidor y demás empresas de Guayana!

Por Cruz Hernández, delegado de Sidor e integrante de la TCR


A las seis de la mañana del lunes 23/11 los trabajadores de Sidor se depararon con que las instalaciones de la empresa estaban siendo ocupadas por miembros de la Guardia Nacional y de las llamadas Milicias Bolivarianas. Lo mismo acontecía en la Corporación Venezolana de Guayana, donde efectivos de las mismas fuerzas militares tomaban las instalaciones justo en el día en que los trabajadores realizarían una asamblea general para analizar el incumplimiento del pago de las utilidades y de otras reivindicaciones laborales. Pero el repudio no se hizo esperar, siendo que en las propias instalaciones de Sidor una espontánea asamblea de los obreros de la producción mostrando su indignación con la militarización de la empresa amenazaron paralizar la empresa, y lo mismo acontecía en la Corporación Venezolana por parte de los trabajadores.

Días antes, el presidente ejecutivo de Sidor, Miguel Álvarez y directivos del área Protección de Planta “siguiendo lineamientos del ministro de Industrias Básicas y Minerías, Rodolfo Sanz, organizaron un plan de inspección y reforzamiento de seguridad en 23 áreas de la empresa con el apoyo de funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana”, según informaba la propia empresa a través comunicado. Y atestiguaban que “en el procedimiento constataron que los efectivos militares encargados de la seguridad de Sidor, pueden tomar de manera rápida y efectiva las áreas estratégicas de la acería en menos de una hora”, remarcando además que “se incluirán a las Milicias Bolivarianas en el trabajo de protección y se rescatará el polígono de tiro de la siderúrgica, para que estos cuerpos militares (milicias y Guardia Nacional Bolivariana) puedan realizar sus prácticas”.

Para los directivos de las empresas, se trataba de un ensayo frente a “actos de saboteo” como “el sufrido en la Planta de Midrex el pasado mes de junio” según aclaraban los jefes de las estatales, pero los trabajadores entendieron de lo que realmente se trataba: una eventual militarización de las empresas, tal como lo había manifestado el propio presidente Chávez desde Ciudad Piar, de que si los trabajadores salían a protestar “militarizaba las empresas”. Tal como dijeron algunos dirigentes sindicales “ya tienen montado un sistema de militarización para proteger a la planta y a los sidoristas de robos, hurtos, saboteos, lo que no es más que una política de intimidación a la víspera de la discusión de un contrato colectivo para que estos no salgan a defender sus derechos, y eso nos parece parte coherente con la política del Gobierno nacional de minimizar cualquier intento de los trabajadores de hacer reclamos justos”.

Vemos que los anunciados de la militarización de las empresas y que amenazara Chávez no solo eran puras palabras, y ahora legalizadas vía la Milicia Bolivariana que se anuncia en la Ley del 21/10, donde se llama a la conformación y organización de las “Cuerpos Combatientes” de interferencia directa en las fábricas, empresas y lugares de trabajo sobre los trabajadores.

En Sidor ya vimos cómo se comenzaron a organizar estos “Cuerpos de Combatientes”, que junto a la Guardia Nacional, comienzan a hacer sus prácticas para saber controlar la empresa, no para “saboteos” de la derecha empresarial como dicen, que buenos negocios sigue teniendo en Sidor, o de alguna “amenaza imperialista”, sino contra la propia lucha de los trabajadores, como ya lo estamos viendo. Lamentable es el papel de la dirección del Sindicato Sutiss encabezado por José Luis, y que le sigue de comparsa Alianza Sindical (Marea Socialista del PSUV), en todas estas políticas contra los trabajadores y de militarización de la empresa.
El movimiento de estas fuerzas militares, en momentos en que una ola de luchas recorre Guayana con los sectores del aluminio y siderúrgico a la cabeza, no tienen otro objetivo que intimidar a los trabajadores, y en caso de huelgas y acciones obreras actuar como verdaderas fuerzas de choque. Es necesario dar un rechazo contundente a la militarización de las empresas, luchar por la expulsión de la Guardia Nacional de las empresas y el no sometimiento de los trabajadores a las llamadas “Milicias”, organizando una gran campaña contra las fuerzas represivas, por el pleno derecho al ejercicio de la huelga y demás maneras de lucha y por la total independencia de los sindicatos, tanto del Estado como de los patronos, tanto de los empresarios del chavismo (la emergente boliburguesía) como de los empresarios de la derecha.





Escribe tu mensaje aquí:

Nombre
Correo
Comentarios


Email : lts@lts.org.ve

 
 
Movimiento Obrero
Educadores de Sucre en lucha
Basta de criminalizar los conflictos obreros: Libertad plena para Rubén González y para todos los trabajadores sometidos a juicios por protestar.




Escríbanos a lts@lts.org.ve

La Liga de Trabajadores por el Socialismo de Venezuela integra la FT-CI (Fracción Trotskista - Cuarta Internacional), junto al PTS ( Partido de los Trabajadores Socialistas) de Argentina, la LOR-CI (Liga Obrera Revolucionaria por la Cuarta Internacional) de Bolivia, la LRS (Liga de la Revolución Socialista) de Costa Rica, la LTS-CC (Liga de Trabajadores por el Socialismo - Contra Corriente) de México, Clase contra Clase del Estado Español, Clase contra Clase de Chile y la LER-QI (Liga Estrategia Revolucionaria) de Brasil