Inicio      |         En Clave Obrera      |         Temas      |         Publicaciones      |         Internacional      |         Videos      |         Contacto
 
 
Periódico / NACIONAL

Jueves 20 de marzo de 2014

NACIONAL

El imperialismo yanqui aprovecha la crisis del chavismo para renovar su injerencia en el país

Por Gabriel Bottoni


Aprovechando la nueva coyuntura política venezolana, donde han cobrado peso las protestas impulsadas por el sector duro de la derecha opositora, el imperialismo yanqui ha empezado a mostrar cómo no pierde ocasión para practicar el viejo oficio imperialista de la injerencia. Es que EEUU aprovecha la situación para intentar hacer retroceder los niveles de soberanía política y de manejo nacional de la renta petrolera que el nacionalismo burgués de Chávez logró conquistar.

A mediados de febrero, el embajador de Venezuela en la ONU, Roy Chaderton, le reenviaba al Gobierno de Maduro una comunicación de Alex Lee, sub-secretario adjunto para América del Sur del Departamento de Estado, en la cual “le dijo que EE.UU exigía al gobierno de Venezuela que se sentara a dialogar con la oposición. En segundo lugar, que dejáramos en libertad a todos los detenidos por los disturbios recientes. Y en tercer lugar: ‘Que el arresto del señor Leopoldo López podría causar muchas consecuencias negativas” [1].

Aunado a este episodio, hay que agregar las movidas “propias” de Gobiernos tutelados directamente por EEUU, como el de Panamá, que vienen exigiendo un mayor protagonismo de la OEA en la crisis política venezolana.

Tampoco olvidemos a la resolución 488 aprobada en la Cámara de Representantes del parlamento gringo, donde nuevamente se valen del trillado e hipócrita discurso sobre los DDHH para justificar una mayor injerencia imperialista en Venezuela, exigiendo a la OEA que aplique la hipócrita “Carta Democrática Interamericana”. Por otro lado, las más recientes declaraciones de John Kerry, quien dijera en la Cámara de Representantes del parlamento gringo que: “que detenga esta campaña de terror contra su propio pueblo y que respete los derechos humanos” demuestran la brutal hipocresía de la diplomacia yanqui para disfrazar su injerencia imperialista con “motivos democráticos”.

Aunque la actual coyuntura no sea golpista abierta, por ahora –como en 2002- esta nueva injerencia yanqui demuestra que el Pentágono busca inclinar la correlación de fuerzas a favor de la oposición burguesa de la MUD. Claro que el imperialismo no cierra del todo las puertas a posibles entendimientos con el Gobierno si se descomprimiera la coyuntura, como recientemente declaró, pidiendo “establecer alta comisión para diálogo con EEUU”. Así como el Gobierno –más de allá de su gritería anti-imperialista- tampoco niega la posibilidad de “mejorar las relaciones”, y hace dos semanas le ofrecía “recomponer las relaciones bilaterales”, nombrando un embajador incluso, pero obteniendo una humillante respuesta de la Casa Blanca: “Venezuela precisa mostrar seriedad sobre sus intenciones y su apertura” respondió la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki. Los trabajadores debemos rechazar cualquier tipo de injerencia imperialista, puesto que sólo la fuerza revolucionaria de la clase obrera unida al pueblo pobre podrá expulsar y liquidar definitivamente las posiciones del imperialismo yanqui en Venezuela. El Gobierno es incapaz de llevar hasta el final la lucha contra el imperialismo, como se ha demostrado a lo largo de esta década y media, por más que grite consignas anti- imperialistas, pues vemos que sigue pagando la deuda externa y respetando a los pulpos del capital extranjero que se llevan las riquezas nacionales.

¡REPUDIEMOS LA INJERENCIA YANQUI EN VENEZUELA! ¡SÓLO UN GOBIERNO DE LOS TRABAJADORES Y EL PUEBLO POBRE PODRÁ EXPULSAR AL IMPERIALISMO DEL PAÍS!

[1www.albatv.org/El-Departamentode-
Estado-exige.html






Escribe tu mensaje aquí:

Nombre
Correo
Comentarios


Email : lts@lts.org.ve
 
Nacional
Los acuerdos antiobreros de Maduro con Mendoza y Fedecámaras
LA OPOSICIÓN TOMA LA OFENSIVA, RESPALDADA POR EL IMPERIALISMO




Escríbanos a lts@lts.org.ve

La Liga de Trabajadores por el Socialismo de Venezuela integra la FT-CI (Fracción Trotskista - Cuarta Internacional), junto al PTS ( Partido de los Trabajadores Socialistas) de Argentina, la LOR-CI (Liga Obrera Revolucionaria por la Cuarta Internacional) de Bolivia, la LRS (Liga de la Revolución Socialista) de Costa Rica, la LTS-CC (Liga de Trabajadores por el Socialismo - Contra Corriente) de México, Clase contra Clase del Estado Español, Clase contra Clase de Chile y la LER-QI (Liga Estrategia Revolucionaria) de Brasil