Inicio      |         En Clave Obrera      |         Temas      |         Publicaciones      |         Internacional      |         Videos      |         Contacto
 
 
Otros Artículos / Comunicados, volantes y declaraciones

Viernes 5 de junio de 2015

NACIONAL

El sector “duro” de la derecha busca reposicionar sus fuerzas

Por Humberto Zavala y Milton D’León


A pocos días de celebrarse las elecciones internas de la MUD para las parlamentarias de este año, el sector más “duro” de la derecha venezolana busca movilizar sus fuerzas para ganar hegemonía dentro de la oposición.

El pasado sábado 30 de mayo se realizó en Caracas y en otras ciudades del país la marcha convocada por Leopoldo López y Daniel Ceballos, ambos detenidos e integrantes de Voluntad Popular, que fuera apoyada por los otros sectores más a derecha dentro de la Mesa de Unidad Democrática (MUD) como Antonio Ledezma (también detenido) y María Corina Machado, y por la derecha continental en la figura de los ex presidentes Andrés Pastrana (Colombia) y Jorge Quiroga (Bolivia).

La marcha del 30M, forma parte de las medidas de presión que viene tomando este sector de la derecha liderado por el partido Voluntad Popular, con dos claros objetivos, por un lado, para debilitar al gobierno en medio de la crisis económica, y por el otro, intenta tensionar a su favor las fuerzas internas de la oposición aglutinadas en la MUD. Es probable que este sector tenga en el horizonte una eventual elección presidencial anticipada ya sea por acción de un referéndum revocatorio o, de acuerdo a su punto de vista, por una salida forzada de Maduro.

La huelga de hambre que realizan López y Ceballos no es solo, en este marco, una medida de presión contra el gobierno para que los liberen, sino que lo toman como bandera hacia el interior de la oposición como parte de sus objetivos de reubicar sus fuerzas.

Tensiones y contrastes en el seno de la oposición derechista

La profundización de la crisis económica y su impacto en el descontento popular intensifica la polarización en el país, generando divergencias incluso dentro de la propia oposición de derecha, en la medida que se pronuncia todavía más el declive del chavismo, buscando capitalizar su crisis.

La convocatoria de la marcha lanzada a las fuerzas opositoras desde el ala más “dura” de la derecha, no logró aglutinar a toda la MUD, siendo que el ex candidato presidencial Henrique Capriles, considerado ahora parte del ala “moderada”, junto a partidos como Primero Justicia, Acción Democrática y Un Nuevo Tiempo, entre otros, se abstuvieron de marchar aunque sin descalificar la convocatoria.

En la marcha misma, en una ofensiva fuerte de los sectores liderados por Leopoldo López y María Corina Machado, por capitalizar a su favor las franjas más impacientes de la oposición, vociferaban consignas como “¿Dónde está la MUD?” expresando las divisiones internas de la oposición, pero también a las instituciones del Estado con la consigna “Tibi, danos fecha”, dirigiéndose a la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, para que fijara la fecha de las elecciones parlamentarias programadas para este año.

Primarias de la MUD y crecimiento de la derecha “dura”

Los resultados de las elecciones primarias de la MUD, realizadas el pasado domingo 17 de mayo, a menos de dos semanas de la marcha del 30M, expresaron poca presencia por parte del grueso del electorado de la oposición, aunque hay que aclarar que la mayoría de los candidatos para las venideras elecciones a diputados nacionales ya se había arreglado por consenso y en estas primarias solo se dirimían 40 cargos parlamentarios.

Pero lo que sí fue claro en estas elecciones primarias fue el reposicionamiento de las fuerzas de Leopoldo López y su partido Voluntad Popular frente a las demás organizaciones que componen la MUD, en un incremento porcentual de votos con respecto a las anteriores primarias del año 2012. No es casualidad que las encuestas entre los posibles candidatos de la MUD frente a una eventual elección presidencial anticipada, ubican a Leopoldo López creciendo como figura y uno de los que están más al frente.

Las fuerzas afines a la derecha “dura” dirigida por Leopoldo López han perseguido reconfigurar la hegemonía opositora bajo su dirección movilizando sus fuerzas con acciones de calle, como lo viéramos en las manifestaciones encabezadas por Ledezma, Corina Machado y el propio López, con fuertes hechos de violencia, durante el primer trimestre del 2014, las cuales le ganaran la detención a López y a Ledezma.

Los últimos meses donde la crisis económica se ha venido profundizando, se dan estos nuevos intentos de dicho sector derechista por reubicarse y posicionarse entre los opositores al Gobierno. Ellos demagógicamente pregonan “el rescate de la democracia”, la “libertad” y contra el “autoritarismo”, tomando como bandera a sus principales dirigentes detenidos. Se trata del sector que más ha venido forzando la salida de Maduro con acciones de calle, y que levanta un proyecto claramente más proimperialista y empresarial, clamando la liberalización económica, subordinando aún más a la clase trabajadora frente al apetito de los capitalistas. El sector de Capriles persigue los mismos objetivos, solo que se sustenta en la tesis que el Gobierno se deteriora solo, y hay que esperar a los ritmos del calendario electoral, ya que sostienen que el descontento existente se va a drenar a su favor, “allanando el camino para salir del chavismo” según sus voceros.

La clase trabajadora necesita una salida obrera e independiente

La actual decadencia del chavismo y la profundización de la crisis se viene expresando no solo en los distintos intentos de la derecha por capitalizar la crisis del gobierno, sino también entre sus fuerzas internas, siendo el ala más “dura” de esa derecha, principal colaboradora de cada intento de intromisión e injerencia imperialista en el país, quienes toman mayor iniciativa.

Este sector de la oposición es el mismo cuyo proyecto de nación expresado en el documento Llamado a los venezolanos a un acuerdo nacional para la transición, implica derogar el decreto de “inamovilidad laboral”, reprivatizar empresas estatales, eliminar el control de precios y el control de cambio, suprimir la ley para el control de la ganancia, y finalmente, una mayor subordinación a los intereses imperialistas para descargar con mayor fuerza todavía los altos costos generados por la crisis sobre los trabajadores y el pueblo pobre, cosa que solo lograría imponiéndolo por medios represivos y medidas más neoliberales.

Mientras la crisis continúa siendo descargada sobre los hombros de millones de asalariados y pobres del país, son estos sectores de la derecha los que buscan reposicionarse en el arco opositor. Para que la crisis del chavismo no la capitalice la derecha, el pueblo trabajador así como le debe hacer frente a los ataques del gobierno con sus medidas, debe enfrentar abiertamente también a todo el arco de los partidos de la derecha opositora, luchando por forjar una salida independiente. La necesidad de organizarnos independientemente de los partidos patronales y del gobierno, con organizaciones surgidas al calor de las luchas por demandas propias de nuestra clase, desde nuestros puestos de trabajo, fábricas y oficinas, para poner en la calle la fuerza de los trabajadores y el pueblo pobre, y dar una respuesta de salida obrera a la crisis se hace más urgente que nunca.


Principal


Escribe tu mensaje aquí:

Nombre
Correo
Comentarios


Email : lts@lts.org.ve

 
 
Nacional
Contra el “estado de excepción” y contra la derecha opositora
¡Basta de hacernos pagar la crisis! ¡Abajo el ajuste del gobierno y los planes destituyentes de la derecha!
Un “Congreso de la Patria” que excluye de las decisiones fundamentales al pueblo trabajador
Lecciones de las jornadas del 13 de abril de 2002
El conflicto de poderes agita las aguas en el país
Injerencismo imperialista y el antiimperialismo “declaratorio” del gobierno
Amnistía, ¿para quién(es) y para qué?
La derecha lanzó su plan destituyente
Gold Reserve: mayor dependencia y destrucción ambiental en Venezuela
El riesgo de default a la vista en Venezuela




Escríbanos a lts@lts.org.ve

La Liga de Trabajadores por el Socialismo de Venezuela integra la FT-CI (Fracción Trotskista - Cuarta Internacional), junto al PTS ( Partido de los Trabajadores Socialistas) de Argentina, la LOR-CI (Liga Obrera Revolucionaria por la Cuarta Internacional) de Bolivia, la LRS (Liga de la Revolución Socialista) de Costa Rica, la LTS-CC (Liga de Trabajadores por el Socialismo - Contra Corriente) de México, Clase contra Clase del Estado Español, Clase contra Clase de Chile y la LER-QI (Liga Estrategia Revolucionaria) de Brasil