Inicio      |         En Clave Obrera      |         Temas      |         Publicaciones      |         Internacional      |         Videos      |         Contacto
 
 
Periódico / MOVIMIENTO OBRERO

Domingo 24 de julio de 2011

TRABAJADORES DE LOS ALTOS MIRANDINOS SE ORGANIZAN

Hacia un Primer encuentro regional de trabajadores en lucha

Por Corresponsal desde Carrizal


Los trabajadores y trabajadoras de Carrizal, Los Teques y otras zonas de Miranda comienzan a dar pasos tendientes a la unificación y organización de los distintos sectores en lucha. Esta región constituye un polo de concentración de empresas y fábricas de manufactura, alimentación, servicios y otras ramas de la industria privada, donde los trabajadores han venido desarrollando importantes luchas sindicales, salariales y por convenios colectivos en el último período. Los pasos hacia la coordinación nacen de los propios trabajadores y trabajadoras que ven la necesidad de agruparse frente a los atropellos que vienen sufriendo por parte de los empresarios, quienes junto a una mafia de abogados laborales y la complicidad abierta de la Inspectoría del Trabajo de la zona constituyen un verdadero frente antiobrero. Hasta hace pocas semanas, cuando la movilización obrera logró la destitución del Inspector del Trabajo de Los Teques, la Inspectoría, que supuestamente tendría que jugar un papel de “árbitro” en el conflicto patrono-empresario, estaba en los hechos controlada por el sector empresarial, se había constituido una oficina más del sector patronal. No existía un solo reclamo salarial, denuncia por despidos, atropello por parte de los patronos, los convenios colectivos, reclamo por la insalubridad y condiciones de trabajo que la Inspectoría del Trabajo, encabezada por Johnny Reyes, no fallara a favor de los empresarios.

La destitución de los Inspectores del Trabajo

De esta manera, el 25/06 realizaron una primera reunión en la que empezaron a coordinarse. En esta reunión se hicieron presentes más de una decena de obreros y obreras representando a cinco empresas y fábricas, entre ellas, del sindicato de la fábrica de tubos C.A. ARMCO VENEZOLANA, del sindicato de la GIACOMELLO, del sindicato del Centro Comercial LA CASCADA, de la empresa Matadero TROPICAL y de la empresa DOMINGUEZ y CIA., así como varios delegados de prevención de las mismas. El primer hecho que los unificaba era la pelea por la destitución de los Inspectores del Trabajo de Los Teques, Ronny Reyes, y de Los Valles del Tuy, Nancy Jiménez Forero, quienes eran los más connotados artífices y ejecutores de las políticas antiobreras y propatronales.

Así, en la pelea por la destitución de los Inspectores del Trabajo, nacía la primera actividad organizando una manifestación frente al Ministerio del Trabajo que se programó para el 29/07, y que contó con la presencia de más de 100 trabajadores. Eran dirigentes sindicales y delegados de prevención de las empresas Armco Venezolana, Balgres, CC La Cascada, de Mataderos Tropical, de la Corporación Industrial Americer, de Puertas Tiuna, de IP Ferrocarril, de la Fábrica Nacional de Cementos y la empresa de embutidos Giacomello, además de otras representaciones sindicales y de fábricas. Fue una nutrida representación pues la mayoría son empresas privadas, donde los trabajadores, salvo que paralicen las empresas, no pueden salir de las mismas a una actividad que se realiza en horario laboral. Los trabajadores cantaban sus demandas y había mucho ánimo de lucha. Al final, fueron recibidos por el viceministro del Trabajo y por el director de Ipsasel para la región mirandina. Luego de algunos días se supo el resultado de la primera manifestación de protesta: los Inspectores de Los Teques y de Los Valles del Tuy eran destituidos, constituyendo un primer triunfo de los trabajadores.

Hacia una mayor coordinación y organización entre los trabajadores
En la segunda reunión de los trabajadores y las trabajadoras para seguir avanzando y dando nuevos pasos, realizada el 09/07, había mucho entusiasmo con el primer triunfo alcanzado. Esta vez había más trabajadores y trabajadoras presentes, que nuevamente hicieron su presentación, siendo la delegación de la Giacomello la más extensa, empresa donde el patrono en complicidad con la Inspectoría del Trabajo había despedido a una buena parte del sindicato, entre ellos a Johan Rivas, secretario general del mismo, con el objetivo de descabezar la lucha de los trabajadores y las trabajadoras. El ambiente era de ir por más, que no había que quedarse con este pequeño triunfo, pero que había que extender esta iniciativa a más empresas y fábricas de la región.

Se abrió la discusión sobre qué nombre darle a estas reuniones obreras, donde venían dirigentes sindicales y delegados de prevención. Surgieron varias iniciativas, y aunque se decidió dejar para una próxima reunión la definición del nombre, en los hechos está naciendo una coordinadora de las fábricas en lucha de la región, proceso inédito que surge desde dirigentes sindicales de base y activistas obreros. Pero una de las resoluciones más importantes, luego de analizar la situación y distintas intervenciones, fue la de convocar a un Encuentro Regional de Trabajadores en lucha de los Altos Mirandinos, cuya fecha definitiva y lugar se determinaría en la próxima reunión, aunque está como fecha tentativa el 30/07. Se planteó además la necesidad de hacer comisiones para ir a las distintas fábricas y empresas de la región para que se sumaran a estas reuniones de coordinación y que el Encuentro sea masivo y con fuerza.

De avanzar en este sentido sería un primer paso hacia a la autoorganización de los trabajadores que comienza a nacer desde las bases, distinto a diversos movimientos sindicales que no pasan de ser reuniones de burócratas sindicales, la mayoría atados a intereses de los patronos o del gobierno que lo que buscan es evitar que los trabajadores en sus luchas decidan sus propios destinos, y llevar agua para el molino de la oposición empresarial o del gobierno nacional. La necesaria unidad de los trabajadores de las fábricas que están luchando y la unificación de los reclamos es clave en el actual momento. Este proceso hay que profundizarlo, dando pasos más decididos en la necesidad de una verdadera coordinación de las distintas fábricas y empresas, realizando asambleas directas en los propios lugares de trabajo para que los trabajadores y las trabajadoras decidan directamente los pasos a seguir, buscando desarrollar un activismo obrero en cada fábrica y lugar de trabajo, apostando al surgimiento de una vanguardia organizada. Es decir, hacer carne entre los trabajadores y las trabajadoras, la democracia obrera, donde se decida cada paso a seguir democráticamente, siendo fundamental también que los representantes sindicales o delegados vengan a las reuniones o al encuentro obrero con mandatos de sus respectivas asambleas, dando paso a instancias reales de coordinación y autodeterminación obrera para la lucha.





Escribe tu mensaje aquí:

Nombre
Correo
Comentarios


Email : lts@lts.org.ve
 
Movimiento Obrero
¿María Corina y Leopoldo López con la clase obrera?
Represión Policial y uso de bandas civiles armadas en la UCV-Núcleo Maracay
Trabajadores universitarios rechazan con acciones de protestas las políticas salariales del gobierno nacional
NO A LOS DESPIDOS en Ferrominera
Las luchas salariales en curso y la política de la burocracia sindical




Escríbanos a lts@lts.org.ve

La Liga de Trabajadores por el Socialismo de Venezuela integra la FT-CI (Fracción Trotskista - Cuarta Internacional), junto al PTS ( Partido de los Trabajadores Socialistas) de Argentina, la LOR-CI (Liga Obrera Revolucionaria por la Cuarta Internacional) de Bolivia, la LRS (Liga de la Revolución Socialista) de Costa Rica, la LTS-CC (Liga de Trabajadores por el Socialismo - Contra Corriente) de México, Clase contra Clase del Estado Español, Clase contra Clase de Chile y la LER-QI (Liga Estrategia Revolucionaria) de Brasil